Presentación

Esta sección tiene como objetivo el que todos conozcamos acerca de la mística y religiosidad de los antiguos pobladores de Mesoamérica, hombres llenos de ciencia, espiritualidad y moral, que fueron los hombres del Maíz, del Sol, del Viento y del Agua. Para entenderlos, debemos conocerlos. Todos aquellos que han estado en presencia de una pirámide, de una esquela, de una figura tallada en piedra representado a un dios saben que el sentimiento que nos produce es una gran admiración y una enorme curiosidad, así como un desconocimiento de su por qué, de su inicio y de su fin, de sus creencias y sus razones pero, aún así, sabemos que es grandioso y nos apasiona.

México es mi patria y América su hogar y este "Nuevo Mundo" es más antiguo y misterioso de lo que imaginamos, en este mundo se gestaron grandes culturas como la Tolteca, La Olmeca, La Maya, La Azteca, La Inca y más y son las que nos han legado gran parte de su idiosincrasia a nuestra raza mestiza, somos su herencia, en la sangre llevamos su memoria y no podemos desligarnos del pasado. Esto nos hace distintos al resto del mundo, esto nos hace Mestizos, Americanos, diferentes, no podemos entendernos si no entendemos nuestro origen, si no entendemos que en la sangre llevamos el legado místico indígena y una parte europea.

Esta sección es un gran reconocimiento a esos hombres que nos dieron origen y se fundieron en una nueva raza, la Mestiza, nosotros, y un pequeño intento por no olvidarlos.

María del Carmen Cercós
Julio 1999



Prefacio

La arqueología nos cuenta que en épocas de la última glaciación, unos 11800 años atrás, tribus nómades de cazadores viajaron a través del estrecho de Bering, que por entonces conformaba un pasadizo de hielo entre la actual Siberia y Alaska. Tal vez buscando la caza del mamut o de otras bestias del Holoceno tardío. A estas gentes se las conoce como la cultura "Clovis", pues así se llamaba el lugar de Nuevo México, en USA donde, por primera vez, se encontraron las puntas de lanzas y flechas que utilizaban.

Al viajar al sur, encontraron un mundo nuevo, abundante caza, grandes praderas y bosques y, poco a poco, poblaron todo el continente, desde los hielos de Alaska y Canadá hasta la Patagonia; desde el bosque tropical de Amazonia hasta las praderas desérticas de Nuevo México; desde el Yucatán a los Andes. Esta fue la primera y verdadera "Conquista" de América.

Muchas teorías se han desarrollado para explicar lo que ocurrió después, para justificar como pudieron existir grandes naciones que pudieron hacer palidecer en su momento de gloria a la orgullosa Europa que, a sangre y fuego, a la postre logró conquistarlas. Desde ideas basadas en las evidencias y el método científico, hasta dislates que vinculaban a los antiguos americanos con extraterrestres, con la "Atlántida" y otras historias novelescas. Nunca dejó de faltar el elemento "racista", que no podía aceptar la existencia de un Teotihuacan o un Tiahuanaco, de Nazca o Tenochtitlan, si no era por algún "viajero" perdido del viejo mundo que trajo la cultura con él… Así se hicieron viajes en balsa a través de los océanos, se escribieron toneladas de libros y se plantearon calurosos debates, para escribir una historia en contra de lo que la simple observación demuestra con claridad.

Este web es un humilde intento de contar la verdad, que no es extraña, ni exótica o ampulosa. Es sólo la historia de cientos de naciones que conformaron un impresionante concierto de culturas, lenguas y sistemas de creencias: Olmecas, Mayas, Toltecas, Aztecas; Anazasis, Cahokias; Mochicas, Tiahuanacos e Incas… la lista podría ocupar páginas enteras; de cómo vivieron, de en que creyeron y de como desaparecieron... Hasta quizás, nos atreveremos a reflexionar el "¿por qué?" de todo aquello.

No podría existir un web que, detalladamente, enumerara la historia, la religión y los mitos de cada una de estas culturas. Aquí, trataremos, merced al trabajo de nuestra amiga María, de la colaboración de otros usuarios y de algún pequeño aporte de mi parte, de centrar la atención en la zona en donde mayor cantidad de civilizaciones ha surgido: Mesoamérica. De ahí el nombre del web; su propósito y sentido.

No pretendemos poner en línea una enciclopedia de arqueología o historia precolombina, por el contrario, la idea es simplemente rendir homenaje a los antiguos habitantes de estas tierras. A los verdaderos "americanos", a aquellos que nos legaron miles de monumentos, artefactos y códices, que muchas veces la soberbia y la ignorancia del hombre "occidental" no supo conservar, sino que prefirió destruir.

Quien escribe, desciende de europeos y, por tanto, no ha tenido el privilegio de heredar la sangre de aquellos hombres y mujeres que siguieron a los primordiales "clovis". Sin embargo, justamente por ello, surge la intención de este pequeño tributo: el ofrecer a través de la red, una página en memoria de quienes poblaron primero a nuestro continente; una ofrenda a sus dioses y creencias, para que por sólo un instante, vivan de nuevo…

Una vez, hace cerca de 3500 años, un escriba egipcio sentencio:

"Hablar de los muertos es hacerlos vivir de nuevo..."

¡Qué esta página sirva para ello!

OscarCo
Oscar Carlos Cortelezzi
Julio de 1999

Vuelta al Indice de Notas